Toyota y Suzuki negocian acuerdo para el desarrollo de nuevas tecnologías

Japoneses buscan mejorar su competitividad ante rivales de Norteamérica y Europa

Toyota

El líder mundial del automóvil, Toyota Motor, y la empresa nipona del mismo sector Suzuki Motor han comenzado a negociar un acuerdo de cooperación para la investigación y desarrollo de nuevas tecnologías.

La futura colaboración entre Toyota y Suzuki “estará abierto a otras compañías” y tiene como objetivo lograr la “estandarización tecnológica de la industria”, señalaron ambos fabricantes en un comunicado.

Las negociaciones se han iniciado en el actual contexto de “cambio drástico y creciente competitividad” en el sector del automóvil, lo que obliga a los fabricantes a desarrollar “tecnologías avanzadas en campos como el medio ambiente, la seguridad o las telecomunicaciones”.

Por ello el primer fabricante mundial de vehículos y el tercero de Japón han decidido unir fuerzas en áreas como “el desarrollo de infraestructuras o el establecimiento de nuevos estándares industriales”.

El acuerdo que han comenzado a explorar ambas compañías permitirá a Suzuki y a Toyota mejorar su competitividad ante el “terreno perdido ante rivales de Norteamérica y Europa” en lo que se refiere a colaboración entre diferentes actores del mismo sector.

Ambas empresas, no obstante, “continuarán compitiendo entre sí de forma justa e independiente”, según destacaron.

El presidente honorífico de Suzuki Motor, Osamu Suzuki, subrayó que Toyota “es líder de la industria y la compañía más fiable del sector”, y señaló el potencial de la empresa con sede en Aichi (centro) “para desarrollar tecnologías futuras”.

Por su parte, el presidente de Toyota, Akio Toyoda, afirmó que la cooperación con Suzuki permitirá a ambos “fabricar mejores coches” y contribuirá al desarrollo de la industria automovilística en general.

La cooperación entre Toyota y Suzuki se enmarca en la actual tendencia hacia la consolidación de la industria nipona del automóvil, después de que la primera se hiciera con la propiedad total de su subsidiaria de minivehículos Daihatsu Motor, y de la compra del 34 % de Mitsubishi Motors por parte de Nissan Motor. (EFE)

 



Publicidad

LECTOR

Deja tu comentario